XXXIII domingo del tiempo ordinario - 17 de noviembre, 2019

Posted by Equipo MISSIO on Nov 11, 2019 12:46:38 PM

PopePick4-3-15_8-29-1410-23-13ZambiaKJ3A4789-1

El Señor regirá el orbe con justicia y los pueblos con rectitud

Reflexiones sobre las lecturas del XXXIII domingo del tiempo ordinario (17 de noviembre, 2019): 2 Malaquías 3,19-20; Salmo 97; 2 Tesalonicenses 3,7-12; Lucas 21,5-19

MISSIO ofrece "Predicando Misión," como una ayuda de homilía, que proporciona conexiones a la misión a partir de las lecturas de los domingos, los Días festivos y los Días Santos.

“A los que respetan mi nombre los alumbrare con el sol de la justicia.” Jesus en el evangelio de este domingo anuncia la destrucción del templo de Jerusalén, centro de culto del judaísmo, al mismo tiempo que también anuncia una serie de acontecimientos de persecución y muerte a sus discípulos que tiene que suceder antes del final de los tiempos. Afirmándoles que los que perseveren se salvaran.

Pero ¿Perseverar en qué?

El Evangelio de Lucas, como mencionamos, nos permite ver y escuchar a un Jesus adelantándose a describir realidades que sucederán antes del fin de los tiempos, con la intención de prevenir y fortalecer la esperanza de sus discípulos. Jesus les pide que sigan sus enseñanzas, y que no se dejen engañar por los falsos profetas que interpretan erróneamente los signos de los tiempos: Proclamando catástrofes, guerras, persecuciones, etc. como el fin del mundo.

De ahora en adelante afirma Jesus, lo más importante será perseverar. Mantener la relación con él, personal y comunitaria. Unidos a Cristo la comunidad seguirá encarnando la Buena Nueva y podrá enfrentar esa persecución y sufrimiento. Convirtiéndose así misma en un faro de luz en la oscuridad.  Una Iglesia siempre en salida, será signo de esperanza hasta el final de los tiempos, esperando con alegría la segunda llegada de Jesus.

San Agustín, en sus comentarios sobre los salmos nos dice ¿Qué clase de amor a Cristo es de aquel que teme a su venida? Y agrega, El vendrá, lo queramos o no; el hecho de que no venga ahora no significa que no haya de venir más tarde. Vendrá, y no sabemos cuándo; pero si nos halla preparados, en nada nos perjudica esta ignorancia. 

El mensaje para nosotros hoy es una invitación a perseverar, a seguir como discípulos misioneros fortaleciendo nuestra relación con él y saliendo de nosotros mismos para también fortalecidos en él, seamos miembros de Iglesia en salida. Una Iglesia que sigue encarnando la buena nueva para llevarla a todos, en especial a las periferias donde más la necesita. Una Iglesia que en si misma es signo de esperanza. Una Iglesia que espera y persevera preparada siempre para la venida de Jesus.

“Que doblen las campanas jubilosas, y proclamen el triunfo del amor, y llenen nuestras almas de aleluyas, de gozo y esperanza en el Señor.” (Estrofa del himno del oficio de lectura)

 

PP082417Fiji.jpg

Escritura en Acción

Comparta alegría y esperanza con niños y familias a medio mundo de distancia.

APRENDE MÁS


Strive to live global solidarity. (2)-1.jpg

Suscribirse a este Blog

Publicaciones Recientes