XVIII domingo tiempo ordinario - 2 de agosto, 2020

Posted by Equipo MISSIO on Jul 28, 2020 4:51:58 PM

Malaysia_primopiano_10150-1

Abres tu mano Señor, y nos sacias de favores      

Reflexiones sobre las lecturas del XVIII domingo tiempo ordinario (2 de agosto, 2020):Isaías 55,1-3; Salmo 144; Romanos 8,35.37-39; Mateo 14,13-21

MISSIO ofrece "Misión en la Escritura" para alimentar un corazón misionero, proporcionando reflexiones sobre los temas misioneros en las lecturas de los domingos, fiestas y días festivos.

Jesus toma lo que los discípulos tienen: “los cinco panes y los dos peces” y los multiplica...    

¿Quién podrá apartarnos del amor de Cristo? Es la gran pregunta de Pablo hoy en la segunda lectura del libro de los Romanos. Pregunta que llega hoy en un contexto mundial donde la pandemia del COVID-19 y sus consecuencias se une a situaciones críticas preexistentes en muchos de nuestros países para agravarlas un más: Aflicción, angustia, persecución, hambre, desnudez, peligro y muerte. ¿Quién podrá apartarnos del amor de Cristo?

“Escúchenme, y vivirán” es la afirmación que Dios nos da, en la liturgia de hoy, en la persona del profeta Isaías, es el quien alza su voz hoy para nosotros, para orientarnos y animarnos, como lo hizo con Israel en la época del exilio a babilonia. Su mensaje debe concientizarnos de la realidad que vivimos y a la vez debe abrir nuestros oídos y nuestros ojos para reorientar nuestro caminar personal y comunitario, para que así, también podamos renovar nuestra esperanza.

“Deles ustedes mismos de comer” El evangelio de Mateo en su capítulo catorce, nos presenta el pasaje bíblico conocido como “la primera multiplicación de los panes y los peces” en este pasaje Jesus después de entrarse de la muerte de Juan el Bautista, se retira para estar a solas y luego al encontrarse con la gente que lo buscaba “Sintió compasión” y sano a los enfermos, pero Jesus no solo sana a los enfermos físicos, sino que también fortalece la fe de sus discípulos, a la vez que les enseña no solo a pedirle, sino que les pide tomar iniciativa, les pide salir de ellos mismos y no esperar, sino actuar.

La preocupación de los discípulos por la comida era muy válida y previsora. Comunicarle a Jesus su preocupación también era lo que se tenía que hacer. La respuesta de Jesus, les regresa a ellos la acción de “ir y buscar una solución” Pero la acción de Jesus no termina ahí, Jesus toma lo que los discípulos tienen: “los cinco panes y los dos peces” y los multiplica, de tal forma que todos comieron y sobraron doce canastas. El mensaje es claro, Jesus actúa con la colaboración de sus discípulos

¿Cuáles son nuestras preocupaciones? ¿Se las compartimos a Jesus?

¿Cuáles es su respuesta? ¿Cuáles son nuestros cinco panes y nuestros dos peces?

“El Señor es justo en todos sus caminos, es bondadoso en todas sus acciones; cerca está el Señor de los que lo invocan, de los que lo invocan sinceramente.”

PP082417Fiji.jpg

Escritura en Acción

Comparta alegría y esperanza con niños y familias a medio mundo de distancia.

APRENDE MÁS


Strive to live global solidarity. (2)-1.jpg

Suscribirse a este Blog

Publicaciones Recientes